SIDEBAR
»
S
I
D
E
B
A
R
«
Cómo preparar chow fan con pollo
Jun 28th, 2011 by admin

Ingredientes:

  • 500 grs. de arroz doble carolina
  • 1 zanahoria.
  • 2 cebollas de verdeo.
  • 1 cebolla.
  • Pechugas de pollo (o cerdo o langostinos)
  • 2 huevos.
  • 2 cdas. de azúcar.
  • Salsa de soja
  • Sal, pimienta cantidad necesaria.

 Preparación:

En primer lugar se debe lavar al menor 5 veces el arroz y luego agregar agua hasta que pase 2,5 cm el nivel del arroz.

Cocinarlo tapado por 11 minutos , bajarlo al mínimo por otros  11 minutos y luego apagar el fuego y dejar el arroz tapado por 15 minutos más.

 Cortar las zanahorias bien chiquitas, picar los dos tipos de cebolla y trozar la carne en cubos. Batir los huevos con el azúcar. Poner aceite en el wok, cuando esté caliente, agregar el huevo y cocinarlo por 10 segundos, mezclándolo con espátula de madera. Retirar.

Agregar más aceite al wok y saltear el pollo por 2 minutos. Incorporarle las zanahorias, cocinar 2 minutos y agregar la cebolla, 2 minutos más y en seguida el verdeo por otro minuto.

Sumarle el arroz, condimentar y seguir salteando.  Agregar el huevo y la soja.

 Saltear 1 minuto más y servir.

Los alimentos más saludables que integran la “dieta mediterránea”
Abr 14th, 2010 by admin

Ahora un grupo de investigadores publicó cuáles son los alimentos que integran la llamada “dieta mediterránea” que resultan más saludables. Hace años se sabe que es muy saludable y contribuye a aumentar la expectativa de vida de las personas que la siguen.

La combinación más eficaz de la reconocida dieta mediterránea se basa en lo siguiente: aumentar las porciones diarias de ingesta de vegetales, frutas, nueces y aceite de oliva, según el trabajo publicado en la respetadísima revista médica inglesa BMJ.

A esto se le suma disminuir –todo lo posible- el consumo de carnes, y hacer un moderado uso cotidiano de alcohol (básicamente en forma de una copa de vino tinto). Todo eso parece ser, por ahora, las claves centrales de la dieta mediterránea.

En otras palabras, los investigadores explican que, si bien comer cereales, pescados y productos lácteos desgrasados es –sin dudas- algo muy saludable, su alto consumo no es sinónimo ni indicador de futura longevidad.

Los investigadores, que pertenecen a la escuela de salud pública de la universidad de Harvard, llegan a estas conclusiones tras realizar encuestas exhaustivas a más de 23.000 hombres y mujeres nativos de Grecia, uno de los sitios donde la dieta mediterránea es –obviamente más respetada. Por otra parte, los expertos liderados por el Profesor Dimitiros Trichopoulos realizó un seguimiento de estas personas que duró más de ocho años. También se les preguntó a los encuestados cuál era su nivel de actividad física promedio, si fumaban, sí tenían afecciones cardíacas, diabetes o alguna otra enfermedad grave.

Tras analizar todas esas variables las conclusiones fueron las expuestas: muchos vegetales y frutas, poca carne, y un moderado consumo de alcohol son los elementos más beneficiosos de la dieta mediterránea. Y un último detalle es que los efectos se potencian sí a los vegetales se los combina con el uso de aceite de oliva.

Fuente: Salud y Bienestar MSN

»  Substance:WordPress   »  Style:Ahren Ahimsa